Introducción.

El desarrollo de la ciencia Numismática a partir del Renacimiento, cuando tuvo lugar su sistematización, ha sido paralelo al de la Historia. El estudio de las monedas permite descubrir detalles de las sociedades, pues su existencia, características, circulación, valor, poder adquisitivo, variantes y modificaciones están intimamente ligados con la economía y la vida social de los pueblos.
A este concepto hay que añadir, el de la condición artística de la acuñación de numerario y medallas pues refleja en cierto grado el desarrollo cultural de las diferentes sociedades.
En suma, con los siglos la Numismática ha acrecido su importancia y, al contrario de lo que las gentes informadas superficialmente suponen, es bastante más que un hobby de coleccionista. Así, hoy resulta un afluente notable y rico de la ciencia histórica, a la que abre perspectivas que, sin su cooperación, resultarían ocultas.

Casa de Moneda de Lima.

La Numismática peruana comienza, como tal, con la conquista española, cuando las autoridades locales, preocupadas por la escazes de moneda sellada, reclamaron a la corona la fundación de una casa de moneda en la Ciudad de los Reyes.
El 21 de Agosto de 1565, el Rey Felipe II de España, mediante Real Cédula, fundó la Casa de Moneda del Virreynato del Perú en la ciudad de Lima. La misma indicaba que las monedas serían labradas sólo en plata y no en oro.
Así comenzó la primera etapa de la Casa de Moneda de Lima; siendo las primeras monedas acuñadas con valor de 1/4, 1/2, 1, 2, 4 y 8 reales. En 1588 el Rey ordenó la clausura de la Casa de Moneda de Lima, quedando en funciones la de Potosí.
En 1659 el Virrey Conde de Alba de Liste, debido a la escasez de numerario, ordenó acuñar monedas reabriendo la Casa de Moneda sin esperar la aprobación del Rey Felipe IV; la ceca acuño los años de 1659 y 1660 en valores de 1/4, 1/2, 1, 2, 4, 8 reales y 8 escudos. Estas monedas son conocidas con el nombre de "Estrella de Lima". Ese mismo año el Rey ordenó cerrar la Casa de Moneda.
Finalmente en 1683 la Casa de Moneda se reabrió y continua funcionando hasta nuestros días pasando por las diversas acuñaciones de la Colonia, lucha Emancipadora y República.
A partir de 1751 se comenzaron a producir monedas con los nuevos cuños, usados en todos los Virreynatos, esas monedas llamadas de "Mundos y Mares" o "Columnarias" son unas de las más bellas de la Numismática Americana.


* 8 Reales, sin fecha (1569-1570), primera moneda acuñada en Lima, a nombre de Felipe II.


* 8 Reales 1660 "Estrella de Lima", acuñación del Virrey Alba de Liste.


* 8 Reales 1686 "Royal", moneda circular, donde se notan todos los datos: ceca, año, ensayador y leyenda


* 8 Escudos 1697 "Royal", a nombre de Carlos II.


* 8 Reales1754 "Columnaria", a nombre de Fernando VI.


* Primera Medalla conmemorativa de Oro acuñada en Lima, por la ascención al trono del Rey Carlos III, año de 1760.


* 8 Reales 1821 "Perú Libre", primera moneda patria.


* 8 Reales 1857, acuñada en Pasco, con error "PRO" en vez de "POR".

Casa de Moneda de Potosí.

La Villa Imperial de Potosí fundada en 1546, fue establecida en donde, se estimó, existieron las minas de plata más ricas del mundo (habiendo producido más de 2 billones de dólares en plata).
Mientras la producción de monedas del "Cerro Rico" fue enorme, la calidad algunas veces fue tan pobre que más de 50 personas fueron condenadas a muerte por adulterar el contenido de plata en las monedas, por lo demás la Ceca trabajó ininterrumpidamente durante más de 250 años (1574-1825).
Raramente, aparecen monedas casi perfectamente redondas, con los cuños bien centrados, mostrando las leyendas y fechas completas. Ellas han ganado importancia en las últimas décadas y son conocidas como "Royal" o "piezas de presentación". Cada año pocos de aquellos ejemplares fueron acuñados, usando cuños en buena condición y en un cospel perfectamente circular, para probar al Virrey e incluso al Rey la calidad de la acuñación de la Ceca.
Las monedas en forma de corazón hechas en Lima y en Potosí, según expertos, se debieron a los recortes de curas y joyeros para quedarse con los bordes, mas allá de ello, nos habla de la veneración al Sagrado Corazón. El resto de acuñación se realizó de forma no muy moderna durante la primera fase de la Ceca, esas monedas se llaman "Macuquinas". A partir de 1767 se comienzan a elaborar monedas con los nuevos cuños de todos los Virreynatos y de forma circular. Esa acuñación continuó a través de la Colonia y luego en la República.


* 8 Reales 1678 "Royal", Carlos II.


* 8 Reales 1719 "Corazón", Felipe V.


* 8 Reales 1722 "Royal", Luis I.


  Riquezas del Perú | Oro del Perú | El Perú en Fotos | Misceláneos | Turismo | Personalidades | Perú Histórico  

Copyright © 1996 Oscar Valdez Romero ovaldez@reocities.com